Susurros de vida

EL INSTANTE, EL SEGUNDO Y LA BREVEDAD QUE NOS RECUERDAN QUE LA VIDA ES UN LINDO REGALO

Qué pare de llover! noviembre 29, 2010

Filed under: Sin categoría — susurrosdevida @ 10:36 pm

Todavía recuerdo la sequía del año pasado. Recuerdo el racionamiento estricto de agua y ahora esto. Un desajuste tras otro y sólo quisiera evocar la breve súplica que aprendí desde pequeña: San Isidro Labrador quita el agua y pon el sol. Y en pleno inicio de la Cumbre del Cambio Climático… quedan dudas? Debemos firmar o no los acuerdos que nos lleven a mejores días? Será esto sólo el inicio de una nueva manera de vivir en contacto con la naturaleza, para que nunca más olvidemos dejarla a un lado, como si únicamente fuese el telón de fondo para nuestras andanzas? Nada ocurre por casualidad. Ojalá pare de llover pronto!!

Anuncios
 

Mi thanksgiving day noviembre 26, 2010

Filed under: Sin categoría — susurrosdevida @ 7:38 pm

Agradecer es una de las acciones que más me conecta con lo que he sido y siento ser. Tiene tantos matices esto de dar las gracias que a veces se convierte en un reto, una norma de cortesía, una palabra esperada o incluso un buen punto y seguido. Ser humildes y agradecer por todo lo que tenemos, hemos vivido, hemos crecido, aprendemos, por los tropiezos, lo insólito, incluso los días grises, las lágrimas, los callejones sin salida, es finalmente reconciliarnos con nuestro presente y mirar el futuro con esperanza. El hecho de que esta acción de agradecimiento trascienda las fronteras creadas por el hombre en cuanto a religiones, ideologías, etc. me conmueve un poco más allá de todo el lado comercial que se relaciona con el día. Me conmueve porque me imagino por lo general reuniones en familia y sueño con que los valores se van replicando como el uso del iPad y cada vez habrá más abrazos que reconforten, brinden apoyo y dejen cada vez más lejos los juicios de valor y la cercanía de Apolo con todo su esplendor de sabelotodo y no siento nada, etc. Agradezco con sinceridad porque entiendo que la vida es un misterio, que hay cosas que dependen de mí y otras que serán conmigo, a la par, juntas vida y nombre en consecuente despertar y anochecer. Claro que todo esto sería puro cuento si la celebración pasa a ser otra pendejada de reunión social antes de algo más prístino. Nunca dejaré de agradecer la posibilidad de tener este espacio, entre muuuchos otros ejemplos, mientras recuerdo esos instantes de reuniones numerosas alrededor de la mesa: yo pongo los cubiertos, yo los platos, yo el hielo!! O los desayunos con más de 60 arepas, cómo olvidarlos!! Finalmente doy gracias en silencio y también en susurros, creo que es así, sin mucha alaraca donde vive el verdadero agradecimiento.

 

Ja Ja Ja noviembre 25, 2010

Filed under: Cuéntame un chiste malo — susurrosdevida @ 6:58 pm

Me dejaron de regalo un mensaje que dice así: Ahora, cada vez que escucho un chiste -bueno o malo- me acuerdo de tí, jejeje. Así que aquí te paso estos dos nuevos que encontré:

1.- Un cliente en un restaurante, llama al mozo: – Disculpe, ¿El pescado viene solo? – No, se lo traigo yo.

2.- Una vez iba un camaroncito llorando por la playa y se encontró con otro camaroncito y este le pregunta “¿Por qué lloras?” – Es que mi mamá fue a un cóctel y todavia no vuelve.

3.- Mi favorito: “Había una vez un chiste tan, pero tan malo que le pegaba a los chistes más pequeños”.

=D Te dejo el link por si acaso…

http://chistescomicos.blogspot.com

 

En cuenta regresiva (por fin!!) noviembre 24, 2010

Filed under: Sin categoría — susurrosdevida @ 9:55 pm

No me importa que me digas que soy cursi. No me preocupa en lo más mínimo que te rías de mi lloradera o que pases rabia mientras cuido de ti cuando estás más cerca. Lo verdaderamente importante es que falta un mes para verte y ya cerrar la racha de dos años sin un abrazo tuyo. No sé cómo me enseñaron a quererte tanto, no sé si es sano querer así, he estado aprendiendo que los excesos hay que remediarlos para sufrir menos pero contigo todos los esquemas se me cambian y voltean. He aprendido sí a esta convivencia a distancia pero también sé lo que es extrañar con todas sus letras en mayúsculas. Lloro nada más de pensar en el encuentro, lo imagino y no me quiero crear un protocolo para tan lindo momento pero sí sé que estoy muy contenta porque falta un mes para que estés de nuevo aquí conmigo por unos días. Jajajaja esto me recuerda la vez que me contaste la peli Armaguedón recuerdas?? Y me puse a llorar y dije que nunca vería esa peli ajajajaaj qué tonta!!! No diré que son pocos días porque haré lo posible por extender las horas…te conté que en Margarita me pasó eso?? Las horas pasan más lentoooo que en la ciudad. Bueno, eso sucederá y tendré el plan perfecto que recuerdes luego con cariño. Espero que el humor me cambie un poco de aquí hasta allá ajajajaja la verdad haré todo mi esfuerzo porque sea así. Te quiero un chingo mi niña. Recuerda que tú para mí eres la mera neta!!! Te espero. Tu hermana que te ama.

 

Insólito noviembre 22, 2010

Filed under: Sin categoría — susurrosdevida @ 7:58 pm

Al día siguiente en que Juan José dejó a Kala con su nuevo dueño apareció un criador de Golden Retriever y le dio una nueva perrita, de 3 meses de edad, con pedigree certificado. No lo puedo creer todavía, pero le pedí que me enviara una foto para celebrar el hallazgo. Ahora lo estamos ayudando a reunir el dinerito que le cobró el criador por Kela, su nueva perrita. La meta es reunir Bs. 1.800 para cancelar esa deuda.

Actualmente está a la espera de completar las vacunas requeridas para el inicio del entrenamiento de asistencia. En el video que nos envió Juan José podrán conocer más detalles de la historia y del entrenamiento que se espera replicar.

Anímate a participar. Comunícate a la dirección venyregalasonrisas@gmail.com si deseas conocer más detalles o puedes hacer efectivo tu donativo a nombre de Juan José Seitz en el Banco Caribe, cuenta corriente No 0114 0165 11 1650107825.

REGALA UNA SONRISA. TU COLABORACIÓN PUEDE HACER LA DIFERENCIA

 

Sesión de belleza en Manzanillo noviembre 17, 2010

Filed under: Así lo veo — susurrosdevida @ 10:25 am

  Describir el entorno donde estaban estas dos niñas en Manzanillo sería alejarme de la sutileza que me dejó este encuentro. Qué bueno que una sesión de bellaza casera sigue transportando a los seres a otros espacios.

 

Nuevos estímulos

Filed under: Sin categoría — susurrosdevida @ 10:16 am

Cuando sinceramos los padecimientos, dejamos de suponer que podemos y nos despojamos de esa especie de capa de superpoderes que en retrospectiva mucho aleja a la versatilidad. Cuando ya no somos nosotros sino esa energía tácita que nace desde lo más profundo lo que asume lo inevitable, los compromisos ineludibles, lo que otros no pueden hacer por tí, lo que lleva tu crédito más allá de las letras que sostienen tu nombre. Cuando el cuerpo avisa y avisa el inicio del colapso, en ese instante sólo queda atender a los neurotransmisores… que es como atender la compuerta que ya únicamente da paso al sistema nervioso central despojado de defensas.

En ese punto podemos mirar hacia atrás y entender que todo lo que hemos hecho para desgastarnos ha sido por voluntad y por resistencia… aunque ahora sea tiempo de remojo. Incluso la parte más cuerda que todos tenemos puede hacerse la pregunta… ¿Por qué y cómo llegaste a consumir todas las reservas de energía? Sólo allí en ese punto comprendemos que seguir, cuando no se tiene opción, simplemente es el camino que expande el padecimiento (uno o varios)… y parar de pronto sea lo más indicado, pero en la voz de una abuela o una madre seguramente esto suene más a regaño y hasta exageración. Aunque no sea así.

Más temprano que tarde comenzamos a darnos golpes con esos valores que se detallan minuciosamente tras un examen de sangre y entonces compruebas lo que no sabes o sentías. Esto de atenderse es un salto en el vacío, genera la misma sensación de vértigo que el equilibrio en las alturas mientras se pende de un hilo. Y no me refiero a sutilezas, pendejadas que a fin de cuentas se resumen en “he sido” o “soy” de tal o cual manera. Me refiero incluso al encuentro con lo que ni se quiere escuchar, esa parte incómoda que convive junto a nosotros, eso que nos da y nos quita el sueño, de todo un poco.

Llegar hasta aquí no ha sido ningún acto de valentía sino la voz de la supervivencia, aunque mal aprendida. Llegar hasta aquí y reconocerme con tantos valores alterados me hace parte de esa ecología del alma a la que me he referido antes en este espacio. Es decir, si hay dolencias allá afuera por qué no tenerlas aquí adentro? Pero el tiempo se comporta de manera diferente para la acción y la reacción. Lo más fácil es contaminarnos y lo más tenaz es recomponerlo. Qué bueno que a pesar de mi tensión bajita sigo despierta y así, poco a poco seguir en el tránsito que estimulará a los neurotransmisores a volver al equilibrio en ese rango de acción que siempre tiene valores intermedios y no equidistantes que se aproximen más a otra norma que no quiera cumplir.