Susurros de vida

EL INSTANTE, EL SEGUNDO Y LA BREVEDAD QUE NOS RECUERDAN QUE LA VIDA ES UN LINDO REGALO

Kafka en la orilla noviembre 8, 2009

Filed under: Citas de libros,Papiros amorosos y otras letras — susurrosdevida @ 7:59 am

Me ha encantado como escribe Haruki Murakami, lo sigo leyendo y dejo algunas citas por aqui

  • Y el mundo real a mi alrededor se va borrando poco a poco igual que las imágenes de la pantalla en un fade out.

 

  • Cita a Goethe por parte de Ôshima: “Todas las cosas de este mundo son una metáfora”

 

  • Un verso de Macbeth… “Ah! Mi alma está llena de escorpiones!”

 

  • Tengo la sensación real de que algo que posee un poder salvaje ha brotado en mi corazón, ha echado raíces en él y ahora está creciendo con fuerza. Encerrado en la jaula de mi caja torácica, un corazón ardiente se dilata y se contrae desvinculado de mi voluntad.

 

Kafka en la orilla del mar

Cuando tú estás en el borde del mundo

Yo estoy en el cráter de un volcán muerto

A la sombra de la puerta

Se yerguen las palabras que han perdido sus letras.

Al dormir, la luna ilumina las sombras

Pececillos caen del cielo

Al otro lado de la ventana

Hay soldados con el corazón endurecido.

(Estribillo)

Kafka está sentado en una silla a la orilla del mar

Pensando en el péndulo que hace oscilar el mundo

Cuando el círculo del mundo se cierra

La sombra de la esfinge sin destino

Se convierte en cuchillo

Y atraviesa tus sueños

Los dedos de la niña ahogada

Buscan la piedra de la entrada

Alza las mangas de su vestido azul

Y mira a Kafka en la orilla del mar

  • Poco después me duermo. Mi sueño es inestable. Mi cuerpo reclama un sueño profundo, mi mente se lo niega. Y yo oscilo entre ambos como un péndulo. Al acercarse el alba, los pájaros del jardín empiezan su frenética actividad y sus trinos acaban por despejarme del todo.
  • El viento danza lanzando ráfagas de lluvia contra los cristales. Las luces del techo proyectan nuestras sombras en el suelo. Parece que las dos mantengan una funesta conversación secreta en un mundo invertido.
  • “Preguntar es vergüenza de un instante; no preguntar es vergüenza de una vida”.
  • El puro presente no es sino el fugitivo progreso del pasado royendo el futuro. A decir verdad, toda percepción ya es memoria.
  • Intentas descubrir la dirección de la corriente. Intentas atrapar el verdadero eje del tiempo. Pero no logras hallar la línea que separa los sueños de la realidad.
  • Todos los objetos se encuentran en constante movimiento. La tierra, el tiempo, los conceptos, el amor, la vida, la fe, la justicia, el mal. Todas las cosas confluyen, son transitorias. Nada permanece indefinidamente en el mismo lugar con la misma forma.
  • La rodeas con tus brazos, la estrechas contra tu pecho, la besas. Sientes cómo ella se abandona.
  • El número de cosas que desconocía era ilimitado. Sin embargo, pensar en el infinito le produjo un ligero dolor de cabeza. No deja de ser lógico, pues el infinito no tiene límite.
  • Es peligroso, vale ¿y qué? Pues nos la jugamos y a ver qué pasa. Y quizá dentro de muchos años tenga una bonita historia que contarle a mis nietos.
  • Ninguno de los dos puede ser libre. A veces nos encontramos fuera del tiempo. En algún lugar fuimos alcanzados por un rayo. Por un rayo que no tenía ni sonido ni forma.
  • – ¡Qué cosa tan grande es el mar! ¿Verdad?

–         Sí. Mirándolo, uno se siente en paz.

–         ¿Y por qué será que mirándolo uno se siente en paz?

–         Quizá porque es muy grande y porque no hay nada

  • Me despierto. Estoy en la cama, a mi alrededor no hay nadie. Es medianoche, Las tinieblas se expanden hasta el infinito, todos los relojes se han perdido.
  • Eso sucede. Experimentamos algo y, como resultado, ocurre algo. Es una especie de reacción química. Luego nos examinamos a nosotros mismos y descubrimos que la gradación de todo lo que nos rodea ha ascendido un punto. Y que, a nuestro alrededor, el mundo se expande. Yo lo he experimentado. No sucede muy a menudo, pero a veces ocurre. Es como el amor.
  • Cuando estás con un muerto en la misma habitación, te acabas dando cuenta de que todos los ruidos se van apagando sucesivamente.
  • A mí solo puede destruirme quien reúna los requisitos para hacerlo.
  • No eres más que una ilusión inmadura y de talla ínfima.
  • Cada uno de nosotros sigue perdiendo algo muy preciado. Oportunidades importantes, posibilidades, sentimientos que no podrán recuperarse jamás. Esto es parte de lo que significa estar vivo.
  • El mundo es una metáfora.
  • La lluvia que cae en el bosque, la lluvia que cae sobre la superficie del mar, la lluvia que cae en la autopista, la lluvia que cae sobre la biblioteca, la lluvia que cae en el fin del mundo.
  • Dentro de poco te dormirás. Y, al despertar, habrás pasado a formar parte de un mundo nuevo.  
Anuncios
 

One Response to “Kafka en la orilla”

  1. salvador mairena Says:

    Simplemente kafkianamente bestial


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s