Susurros de vida

EL INSTANTE, EL SEGUNDO Y LA BREVEDAD QUE NOS RECUERDAN QUE LA VIDA ES UN LINDO REGALO

Dolencias agosto 24, 2009

Filed under: Sin categoría — susurrosdevida @ 11:04 am

oxigenoPasado el tiempo la dolencia desaparece, se mejora, o se acrecienta. Concientemente en un momento todo ha pasado pero… es precisamente ese vacío en el estómago, la presencia de la nada en todo, lo relativo que puede tornarse la existencia, las lágrimas que se vienen solas, el insomnio y esas huellas del pasado que parecen retornar al mismo camino… las situaciones que anuncian a la dolencia. Parece que fue ayer cuando todo era diferente y sí, hemos cambiado, ahora lo importante son otras cosas, no es el tiempo para dedicarse a los detalles, no es ni siquiera tiempo para agradecer, es tiempo de crecer, de intentarlo con el ánimo adecuado, preocuparse y ocuparse. Entre el pecho y la espalda hay una dolencia que en parte cederá con los sucesivos masajes pero en un cierto porcentaje solo irá cediendo con el tiempo, que al parecer es la cura a este tipo de dolencias. Las horas pasan lento, nadie parece entender que la vida es un recuerdo y lo que no tiene recuerdo simplemente no es vida ni nada parecido… aunque lo peor es tener un mal recuerdo que se acerca más hacia la sombra de la existencia que también nos acompaña. Raro es cuando te sorprende la dolencia, creías que ya era pasado, te das cuenta de que no eres tan fuerte como creías y te duermes rezando con la esperanza de tener la mínima voluntad de levantarte al día siguiente para lucir radiante, sin un dejo de rencor, con regalos, con cariños, con la esencia que hoy crece por aquí y por allá, por calles diferentes que buscan el mismo norte.

Anuncios
 

2 Responses to “Dolencias”

  1. Transeunte de Inframundos Says:

    Que oportuno leer este post cuando en estos días siento algunas dolencias y también los fantasmas del pasado que regresan, esos que uno cree que ya no aparecerán más y que activan inseguridades y miedos, esta situación me hace entender que aún con los cambios sigo siendo débil y que a pesar de los años me afectan las mismas cosas, sólo que ahora tengo donde apoyarme para levantarme y seguir… pero igual duele

  2. susurrosdevida Says:

    Qué bueno verte por aquí nuevamente!! La verdad tengo tiempo sin pasearme por tu blog pero lo haré hoy precisamente en retribución a esta alegría.

    Tú bien sabes que hay cosas que no se pueden disimular… y las dolencias son una de esas cosas… Creo que con el tiempo, lo que vamos adquiriendo es un mejor entrenamiento para vivir y superar el trago amargo de las dolencias, incluso de dónde nos sostenemos es algo tan tan cambiante… Algo de las dolencias se va luego de escribir las letras y otro tanto queda, el verdadero aprendizaje está, creo yo, en darle plazo a esa vivencia para que nunca opaque lo más lindo que también nos toca vivir y que muchas veces es tan difícil de ver en medio de la maleza…

    Gracias por tu comentario!!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s